Domingo otra vez...



Estoy seguro de algo: esta noche ya existía antes que nosotros mismos existiéramos siquiera todavía. Estaba destinada a ser, no pronto quizás, algún día tal vez, en alguna remota constelación. Quiso el caprichoso destino que esta noche sucediera aquí y ahora. Hoy y no mañana.

Entonces esa noche es. Esta noche nada más, una infinita sensación de soledad pretérita e imprudente porvenir, una luz lejana inmersa en la oscuridad más plena, casi una profunda alucinación, una náusea, un antropomórfico dolor existencial. El orgullo de saber que tuvimos el coraje de vivir esta noche.

Esta noche sucede ayer todavía, aún cuando caducan sus horas lentamente con la llegada del nuevo día, del hoy. Esta noche existirá en un eterno presente aún cuando nosotros seamos polvo del polvo, cuando todos los hombres hayan pasado y el séptimo infierno nos visite.

Hoy busco las huellas de esa sempiterna noche nuestra y no las encuentro, y estoy cansado de buscar. Vuelvo a perderme dentro de mí, en un espacio que hube de recorrer con otros dolores, y que pensaba estéril y neutro. Ahora me duele el alma, me duele el cuerpo y se, no hay dolor más certero que el causado por nuestras propias armas. No lastima quien quiere sino quien puede, y esta noche me partió el pecho en dos. Agonizo mientras amanece, porque así yo lo he querido.

Hoy he crecido, una vez más a través del dolor. No se si te amo porque me haces sufrir o si te sufro porque me haces amar.

Perdón, es domingo otra vez.

Lucas.-




5 comentarios:

Celes dijo...

Ahora me duele el alma, me duele el cuerpo y se, no hay dolor más certero que el causado por nuestras propias armas. No lastima quien quiere sino quien puede, y esta noche me partió el pecho en dos. Agonizo mientras amanece, porque así yo lo he querido.

Me enamoré
jajaja

Muy lindo!

De dónde sacás estas cosas?

Lucas.- dijo...

Holas Celes! Ya pensaba que nadie comentaría.. gracias...

No se de donde salió.. lo escribí hace unos años y en enero lo reciclé... pasa.


Sls.

Akasha dijo...

Agonizar porque uno asi lo quiere, es una de las formas mas crueles de agonizar.

Prefiero evitarme la molestia de seguir creciendo a traves del dolor. Ya hubo como demasiado por estos lugares.

No hay otras formas de crecer? Si pago con todas estas moneditas, no me dan una vida afectiva menos hiriente?

Natu dijo...

Escribis muy bien Lucas...pero ya es hora de volver a postear!!!!
Saludos

Lucas.- dijo...



No akasha.. por esas moneditas te damos un chocolate Jack y un abrazo... pero crecer.. mm.. no creo..


Gracias Natu. Ok. Veo que onda hoy.


Saludos a todos. Cerebro en remojo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...